CANCEROLOGIA INTEGRAL DEL SUR
Atención Médica de Vanguardia con Visión Humana
Cáncer de Vejiga. Estructura del órgano 

La vejiga es un órgano hueco, cuyas paredes musculares son flexibles, que está localizado en la pelvis y que almacena la orina. La vejiga de un adulto promedio tiene capacidad para guardar aproximadamente 2 tazas de orina. La orina se produce en los dos riñones y se transporta hacia la vejiga mediante dos conductos llamados uréteres. La vejiga vacía la orina a través de otro conducto llamado uretra. En las mujeres, la uretra es un conducto muy corto que termina inmediatamente delante de la vagina. En los hombres, la uretra es más larga, atraviesa la glándula prostática y el pene, terminando en la punta del pene.

Las paredes de la vejiga tienen varias capas. Hay una capa de células uroteliales (que también se conocen como células de transición), que cubre el interior de los riñones, los uréteres, la vejiga y la uretra. Esta capa se conoce como epitelio urotelial o de transición. Debajo del urotelio, hay una zona delgada de tejido conectivo que se conoce como lámina propia. La siguiente capa en profundidad es una amplia zona de tejido muscular llamada muscularis propia. Más allá de este músculo, otra zona de tejido graso conectivo separa la vejiga de los otros órganos adyacentes. Estas capas son muy importantes para entender el cáncer de la vejiga.  A medida que el cáncer penetra a través de estas capas hasta la pared de la vejiga, es más difícil tratarlo.

Cáncer de Vejiga. Factores de riesgo 


Entre los factores de riesgo del cáncer de la vejiga tenemos los siguientes:

  • Tabaquismo.
  • Exposición a ciertas sustancias en el trabajo, como caucho, determinadas tinturas textiles, pintura e insumos de peluquería.
  • Un régimen alimenticio con alto contenido de carnes fritas y grasas.
  • Edad avanzada, sexo masculino o de raza blanca.
  • Padecimiento de una infección provocada por un parásito determinado.

 

Cáncer de Vejiga. Signos y síntomas 


Estos y otros síntomas pueden ser producidos por el cáncer de la vejiga. Otras afecciones pueden ocasionar los mismos síntomas. Debe consultarse a un médico ante cualquiera de los siguientes problemas:

  • Sangre en la orina (de color levemente ladrillo a rojo brillante).
  • Evacuación frecuente de la orina o sensación de necesidad de orinar sin poder hacerlo.
  • Dolor durante la evacuación de la orina.
  • Dolor en la sección baja de la espalda.

 

Cáncer de Vejiga. Detección y diagnóstico 


Tomografía computarizada(TAC)
Procedimiento que crea una serie de fotografías detalladas de áreas internas del cuerpo, tomadas desde ángulos diferentes. Las imágenes son creadas por una computadora conectada a una máquina de rayos X. Es posible que al paciente se le inyecte o se le dé a beber un tipo de tintura que sirve para que el órgano o tejido aparezca más claro en la radiografía.

Análisis general de orina
Prueba que analiza el color de la orina y su contenido como azúcar, proteínas, glóbulos rojos y glóbulos blancos.

Examen interno
Examen vaginal o rectal. El doctor se colocará guantes e introducirá dedos en la vagina o el recto para palpar si existen protuberancias.

Pielografía intravenosa (PIV)
Serie de radiografías de los riñones, los uréteres y la vejiga para determinar si el cáncer se encuentra en estos órganos. Una tinción de contraste se inyecta en la vena. A medida que la tinción de contraste pasa por los riñones, uréteres y la vejiga, se toman radiografías para determinar si existe algún bloqueo.

Cistoscopia
Procedimiento que se utiliza para determinar si existen áreas anormales dentro de la vejiga y la uretra. Se inserta un citoscopio en la vejiga a través de la uretra. El citoscopio es un instrumento delgado en forma de tubo que consta de una luz y un lente para observar. También podría utilizarse un instrumento que sirve para tomar muestras de tejido que se examinan luego bajo el microscopio en búsqueda de cáncer.

Biopsia
Se extirpan células y tejidos y se examinan bajo un microscopio por un patólogo para determinar si existen signos de cáncer. La biopsia para el cáncer de la vejiga se realiza generalmente durante la cistoscopia. Puede extirparse todo el tumor durante la biopsia.

Citología urinaria
Examen de la orina en el que se usa un microscopio para determinar la presencia de células anormales.

 

 

Cáncer de Vejiga. Clasificación por etapas 


Para el cáncer de la vejiga, se utilizan los siguientes estadios:

Estadio 0 (carcinoma papilar o carcinoma in situ)
En el estadio 0, se encuentran células anormales en el tejido que reviste el interior de la vejiga. Estas células anormales se pueden volver cancerosas y diseminarse hasta el tejido cercano normal. El estadio 0 se divide en estadio 0a y estadio 0is, de acuerdo con el tipo del tumor:

  • El estadio 0a también se llama carcinoma papilar, y puede tener el aspecto de pequeños hongos que crecen en el recubrimiento de la vejiga.
  • El estadio 0is también se llama carcinoma in situ, que es un tumor plano en el tejido que reviste el interior de la vejiga.

Estadio I
El cáncer se ha formado y diseminado hasta la capa de tejido que está por debajo del revestimiento interno de la vejiga.

Estadio II
El cáncer se ha diseminado a la mitad interior o la mitad exterior de la pared muscular de la vejiga.

Estadio III
El cáncer se ha diseminado de la vejiga a la capa grasa de tejido en torno a la vejiga y pueden haberse diseminado a los órganos reproductores (próstata, útero, vagina).

Estadio IV
El cáncer se ha diseminado desde la vejiga a la pared del abdomen o a la pelvis. Puede haberse diseminado a uno o más ganglios linfáticos, así como a otras partes del cuerpo.

 

Cáncer de Vejiga. Tratamiento 


Cirugía
Es posible realizar uno de los siguientes tipos de cirugía:

Resección transuretral(RTU) con fulguración
Operación en la que se introduce un cistoscopio (una sonda iluminada delgada) en la vejiga a través de la uretra. Se utiliza un instrumento con una pequeña presilla de alambre en uno de los extremos para eliminar el cáncer o para quemar el tumor con electricidad de alta energía. Se conoce como fulguración.

Cistectomía radical
Cirugía en la que se extrae la vejiga y todo ganglio linfático y órganos cercanos afectados por el cáncer. Esta operación puede realizarse cuando el cáncer de la vejiga invade la pared muscular, o cuando el cáncer superficial afecta una gran sección de la vejiga.

En los hombres, los órganos cercanos que se extraen son la próstata y las vesículas seminales. En las mujeres, también se extrae el útero, los ovarios y parte de la vagina.

En algunas ocasiones, cuando el cáncer se ha diseminado fuera de la vejiga y no puede extraerse completamente, se realiza la operación solo para extraer la vejiga a fin de disminuir los síntomas urinarios producidos por el cáncer. Cuando es necesario extraer la vejiga, el cirujano crea otra vía para que la orina abandone el cuerpo.

Cistectomía segmentada
Cirugía en la que se extrae parte de la vejiga. Esta operación se emplea en el caso de pacientes con un tumor de bajo grado que ha invadido la pared de la vejiga, pero que se limita a un área de la vejiga. Debido a que solo una parte de la vejiga es extraída, los pacientes pueden orinar normalmente después de la recuperación de la cirugía.

Derivación urinaria
Operación en la que se construye otra vía para que el cuerpo almacene y elimine la orina. Incluso si el médico elimina todo el cáncer visible durante la operación, es posible que se administre quimioterapia a algunos pacientes después de la cirugía para eliminar toda célula cancerosa que pueda haber quedado. El tratamiento administrado después de la cirugía, para aumentar las posibilidades de curación, se denomina terapia adyuvante.

Radioterapia
La radioterapia es un tratamiento que utiliza rayos X de alta energía u otros tipos de radiación para eliminar células cancerosas o impedir que crezcan. Existen dos tipos de radioterapia. La radioterapia externa utiliza una máquina fuera del cuerpo que envía rayos al cáncer. La radioterapia interna utiliza una sustancia radiactiva sellada en agujas, semillas, cables o catéteres que se colocan directamente en el cáncer o cerca del mismo. La forma en que se administre la radioterapia va a depender del tipo y el grado de avance del cáncer que está siendo tratado.

Quimioterapia
La quimioterapia es un tratamiento del cáncer que utiliza fármacos para interrumpir el crecimiento de las células cancerosas, mediante la eliminación de estas o evitando su multiplicación. Cuando la quimioterapia se administra oralmente o se inyecta en una vena o músculo, los fármacos ingresan al torrente sanguíneo y pueden llegar a las células cancerosas en todo el cuerpo (quimioterapia sistémica). Cuando la quimioterapia se coloca directamente en la columna vertebral, un órgano o una cavidad corporal como el abdomen, los fármacos afectan principalmente a células cancerosas en esas áreas (quimioterapia regional). El cáncer de la vejiga se puede tratar con quimioterapia intravesical (a la vejiga mediante un tubo insertado en la uretra). La forma de administración de la quimioterapia depende del tipo y del estadio del cáncer tratado.

Terapia biológica
La terapia biológica es el tratamiento que usa el sistema inmunitario del paciente para combatir el cáncer. Esta consiste de sustancias fabricadas por el cuerpo o en un laboratorio, que se utilizan para reforzar, dirigir o restaurar las defensas naturales del cuerpo contra la enfermedad. Este tipo de terapia se denomina también bioterapia o inmunoterapia.